martes, 14 de febrero de 2012

Bésame


BESAME.

Bésame, con tus labios que brotan de tu cáliz,
bésame, con pasión hasta hundirme en tu candela,
bésame, hasta que tus ojos miren nuestro infinito,
bésame, para llegar hasta tus linderos,
bésame, con lluvia en tus caderas,
bésame, con un lirio junto a tus latidos,
bésame, hasta romper el silencio del deseo.

Surca mis mejillas y dame un beso tierno,
no estaciones tus besos en tu distancia,
abriga tus labios en la fogata de los míos,
camina a prisa hasta cuajar un beso,
solo el suspiro reemplazara el beso,
en la penumbra y la alcoba oscura.

Habita tus besos en mi deseo ahora,
has de un minuto el canto de mis labios,
para llegar hasta tu fruto maduro,
ahí cabalgaremos sin rienda y sin limite,
moveremos la distancia hasta tu vientre,
porque estamos en el filo del deseo.

Alocaremos nuestras manos,
surcaremos tu terreno fértil,
regaremos tus montañas y quebradas,
entraremos como amenaza en tus entrañas,
dejaremos una vida, en el silencio de tu grito,
alzaremos los suspiros, con el viento y el roció,
y sabremos que este beso, llego hasta tu vida.

Bésame, con la furia de tus labios enrojecidos
entra hasta el dulzor de mis entrañas vivas,
adora el aliento que me robas,
succiona las palabras que se quedan,
aminora mis ansias que me matan,
al dibujar con mis labios candentes,
tu boca que espera mi lápiz sin freno.

Bésame, como si corrieras con el viento,
para alcanzar la luna en su creciente,
ahí lograremos el beso lejos,
amaremos nuestros labios en la penumbra,
ahogaremos nuestros sueños en los chirridos de dientes,
como dos dioses amándose como personas.

Bésame, con tu vientre en mi mejilla,
también tu bosque que llegue hasta mi rostro,
y tus labios que jueguen ya por mis gotas,
buscando sabores dentro de tu selva,
nos quedaremos alzando vivas a nuestro amor.

Besame,
hasta morir en tus besos,
como muere el sol en el ocaso,
para renacer en otro instante,
y beber tus besos desde el alba nueva.

Besame,
mirando a la luna llena,
surcando el aire llegaremos muy lejos,
entregaremos nuestros labios a un abrazo,
y con la paz del beso, será nuestra dulzura.

Besame,
paso a paso en la lentitud del día,
como saboreando el tiempo,
en los acantilados de tu geografía,
quebradas húmedas y montañas fértiles,
como tus besos llenos de tu sabia dulce.

Besame,
ahí en la orilla de nuestras pasiones,
para orar cada día una sonrisa,
mirar el capullo de tus alegrías,
y mas tarde morir en besos,
hasta llegar directo a tus instintos,
y quedarnos dormidos con las pieles húmedas.

Magno González Arrascue.

Trujillo - PERU

2 comentarios:

  1. QUERIDO AMIGO LEER ESTAS FRASES ES SOÑAR QUE SE HAGAN REALIDAD.
    SIGUE ADELANTE CON TUS SUEÑOS
    RECIBE MIS CARIÑOS.

    ResponderEliminar
  2. simplemente precioso.

    ResponderEliminar

Biografía de César Vallejo

Loading...

Hitos de la música

Loading...